Calle 50 N° 71 - 200 Ofic. 102 Edificio Bolerama

SECTOR TEXTIL

 

 

 

Coser-3-5

                                                                                                          

Por lo general en el sector textil la producción se hace en forma lineal y puede llegar hasta el proceso de tejido y acabado de telas (o de cintas, reatas, rasos, etc.) o puede incluir los procesos de teñido, terminado y empaque en diferentes presentaciones.
Por lo general no es sencillo administrar la planta con un sistema de MRP I-II, dado que los diferentes recursos pueden producir en cada etapa de producción diferentes productos al mismo tiempo en el mismo recurso, con estándares de MP distintos, en especial en los procesos iniciales de urdido y tejido, y de allí en adelante cada uno de los productos puede tomar caminos distintos; de igual forma el proceso de preparación de bobinas en urdido requiere saber que se va producir en cada telar, con el fin de preparar el número de hilos adecuado en cantidad y tipo para los productos que pasaran al telar.
En el proceso de teñido se debe poseer una adecuada sincronización entre los pedidos de los clientes, la cantidad de crudo requerida (y que deberá estar en inventario), la disponibilidad de recursos y su capacidad de carga mínima para iniciar y la preparación de los colorantes, dado que estos no siempre se podrán tener en inventario por la gran cantidad de gamas de colores y estilos, siendo este uno de los problemas más recurrentes.
Dentro de los principales problemas que poseen este tipo de plantas se encuentra la falta de sincronización entre Urdido y Tejido, teniendo que generar un inventario de bobinas de diferentes hilos que por lo general no son los demandados, lo que a su vez obliga a trabajar con programas de producción largos en los primeros procesos hasta llegar a la etapa de material Tejido crudo y colocar un inventario “suficiente” para atender la demanda que por lo general tiene como punto de penetración el siguiente proceso que es Teñido y los tiempos de producción en especial en las etapas iniciales no corresponden a lo que exige la demanda.             

 

Adicional en productos de línea se debe contar en una un inventario suficiente, en “diferentes presentaciones” para atender una parte de la demanda que no da espera; como resultado lo que se tiene, no es lo que pide la demanda, y lo que pide la demanda se encuentra en alguna etapa del proceso y debe ser agilizado para salir; se trabaja con planes de producción mensuales desensamblados del plan de ventas y que por lo general deberán ser ajustados semanalmente. SYNCRONIZA en su demo da a conocer una planta de producción que realiza el proceso productivo desde la solicitud de los hilos, pasando por el proceso de Urdido, tejido, teñido, acabados y empaque, incluyendo la preparación de los colorantes para teñido y basado en la demanda de pedidos, el agrupamiento de productos (ordenes de producción) en las etapas iniciales y la programación simple de multiproductos en igual recurso, de igual forma se da a conocer como el laboratorio posee información a tiempo de los colorantes a preparar y el recurso donde será asignado el proceso de Teñido, permitiendo aplicar la fórmula de acuerdo a la capacidad del recurso (cantidad de agua o aceite contenida en la cantidad de colorante). Aunque la demanda ocurre por cada uno de los productos y pueden ser una cantidad considerable, el sistema SIM teniendo presente la demanda, combina procesos y productos que optimicen el programa desde el inicio de la producción y optimizando los niveles de inventario a ser considerados en ciertas etapas del proceso.